Extremaduramente...

bonita y sorprendente.

«Los Empalaos» no puede ser una marca

El Tribunal Superior de Justicia de Extremadura ha ratificado la decisión de la Oficina de Patentes de no inscribir como marca la fiesta «Los Empalaos» de Valverde de la Vera, por considerarlo «una manifestación cultural que de registrarse incidiría en la característica esencial del propio servicio registrado».

Con esta sentencia, el ayuntamiento de la localidad fracasa por segunda vez en su intento de ejercer el control del nombre de su celebración como marca.

La procesión de «Los Empalaos» se celebra en la madrugada del Jueves al Viernes Santo. Los empalaos llevan sobre los hombros desnudos un timón de arados de madera, los mismos que siempre se han utilizado en los trabajos agrícolas, que hace la función de cruz. De cintura para arriba se desnuda al penitente, atándole el madero con sogas que le rodea el torso y brazos hasta las manos. Desde la cintura hasta los pies se le cubre con unas enaguas antiguas de mujer. Un velo cubre la cabeza del penitente, al que se le colocan dos espadas en forma de aspas detrás de la nuca, junto con una corona de espinas. Al final de cada extremo de la cruz se cuelgan tres virutas de arado romano, cuyo sonido traspasa en la noche los corazones de quien, como espectador, observa y presiente la llegada del Empalao. El Empalao es acompañado por el Cirineo, que va cubierto de una capa antigua.

Siguiente Publicación

Anterior Publicación

Dejar una contestacion

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

© 2020 Extremaduramente…